fbpx
 

Arturo Alvarado: ‘Es necesario construir nuevas masculinidades’

Gracias a su mamá, Arturo Alvarado desarrolló de niño un gusto, más grande de lo normal, por todo lo que ocurre detrás de las producciones audiovisuales.

“Mi primer interés con lo que pasa detrás de cámara fue cuando de niño mi mamá una vez me llevó a hacer un casting para comerciales, mi éxito como modelo infantil fue nulo, pero me interesó mucho el trabajo del director”, contó Alvarado, en medio de una sonrisa provocada por traer de vuelta ese recuerdo.

El gusto por el séptimo arte siempre estuvo presente en su vida, sentarse a ver una película se fue convirtiendo en una de sus actividades preferidas, y poco a poco el interés por producir sus ideas fue creciendo.

“Soy un lector y un espectador, y como la mayoría de las personas crecí viendo historias y en algún momento decidí que valía la pena intentar contar las que a mí se me ocurrían”, recordó el director.

Terminados sus estudios secundarios comenzó a llevar cursos de edición, y fue gracias a ello que tuvo la oportunidad de viajar a China, para trabajar como editor en un estudio de ese país. Fue ahí mismo donde comenzó sus estudios cinematográficos.

Arturo concluyó su carrera en la Academia de Cine de Pekínen China y, posteriormente, complementó sus estudios con un título en dirección de fotografía en la Global Cinematography Institutede Los Ángeles, Estados Unidos.

De vuelta en Costa Rica, inició su camino como director. Ha realizado varios cortometrajes y videos musicales presentados en nuestro país y en China; su largometraje documental Gandhi en China  fue presentado en el Costa Rica Festival Internacional de Cine, en el 2015.

Su más reciente cortometraje, Padre, será presentado en el shnit Worldwide Shortfilmfestival Playground San José 2019 en la muestra Sabor Local: CHURCHILL.El filme, narra la historia de Tomás, un sacerdote recién ordenado que tras unos años de luto sigue sufriendo la muerte de su padre. Cada vez que Tomás tiene un problema visita a su papá en la tumba con el fin de obtener un consejo.

En una entrevista para este festival, Arturo hizo un repaso por su cortometraje.

Fotograma del cortometraje ‘Padre’.

Un sacerdote como protagonista

Elegir a una de las figuras más importantes de la religión católica como protagonista de una histórica puede generar, particularmente, una expectativa diferente. Para citar un ejemplo cercano, podemos mencionar la película mexicana El crimen del Padre Amaro, y recordar la expectativa y polémica que se dio alrededor de su estreno en el país azteca.

Arturo, por su parte, admite que la elección de un sacerdote como personaje principal viene de un interés personal por el tema de la religión.

“No soy una persona religiosa, definitivamente no lo soy, sin embargo, todo ese universo que tiene que ver sobre la religión, la culpa y las normas morales me despierta cierto interés”, afirmó Alvarado.

Por otro lado, Arturo relevó que, esa curiosidad de que los sacerdotes sean llamados “padres”, cuando debido a sus votos no pueden tener hijos, fue el punto decisivo para querer a esa figura religiosa como eje principal en la relación entre papá e hijo que se desarrolla en el corto.

Fotograma del cortometraje ‘Padre’.

Los actores y la historia

Una de las tareas del director es lograr una química entre los intérpretes del filme, el conflicto padre-hijo planteado por Arturo demandó un compromiso actoral importante. El corto es protagonizado por los actores nacionales Javier Leñero (el sacerdote) y Álvaro Marenco (el papá), este último con una extensa trayectoria, tanto en el teatro como en el cine costarricense.

La gran relación entre ambos contribuyó a fortalecer el vínculo padre e hijo que el corto propone en su historia.

“Me pareció que estaban felices de trabajar el uno con el otro. En los ensayos hicimos ejercicios de otras situaciones, por ejemplo, dramatizábamos que Javier invitaba a Álvaro al cine o salir a caminar, esto con el objetivo de perfeccionar lo que yo quería presentar: un hijo que, a pesar de ser adulto, se sintiera necesitado por el afecto paterno”, detalló Arturo.

A partir de esto, el director del filme, acepta que, a primera vista, el hecho de que sea un sacerdote el protagonista puede ser lo que más llame la atención, no obstante, eso no debe ser un distractor: el tema central es la búsqueda de respuestas de un hijo afligido, y como recurre a su papá para encontrarlas.

Fotograma del cortometraje ‘Padre’.

La masculinidad

La idea del corto surgió, en gran medida, por las ganas de su director de exhibir actitudes de una masculinidad actual. Para Arturo, un aspecto interesante del proceso de escritura y grabación del corto fue el surgimiento de cuestionamientos en este apartado.

“Todo lo que la historia plantea es una invitación directa para entender que es necesario construir nuevas masculinidades. Creo que todas esas viejas creencias de que es realmente la masculinidad van quedando obsoletas, ni se toman como referentes”, concluyó Alvarado.

Con lo anterior, Arturo confesó que se siente satisfecho que su obra pueda contribuir a este análisis.

“Me ocupa el tema de la masculinidad porque siento que hoy en día, para bien, los referentes masculinos se han derrumbado. Esto genera un espacio para plantear interrogantes. El corto no da ninguna solución al respecto, pero sí es un espacio para las preguntas. Hay ciertos vértices en los que se anudan angustias de la existencia: la muerte, la sexualidad, la paternidad. No hay respuestas, pero con las preguntas correctas podemos empezar a elaborar maneras de navegar esas angustias, y crear una nueva forma de ser hombre implica enfrentarse a la angustia y construir desde esta”, definió Arturo.

Su presencia en el Festival shnit

El hecho de que su cortometraje vaya a ser proyectado en este festival despierta en Arturo mucho orgullo y cierto nerviosismo, propio de cada director al presentar al público su arte.

“Para mí es importante porque hacer cine es una experiencia muy disfrutable, y  el arte está hecho para ser visto. Ya sea que se tenga una audiencia grande o pequeña, el acto de exhibir el trabajo tiene que ser el objetivo. Mostrar es inscribir una idea en el mundo, los autores se liberan de una carga y le transfieren la responsabilidad al espectador que ahora debe decidir qué hacer con esa idea.”, detalló el director.

Para terminar, Arturo contó qué pueden esperar las personas que asistan al shnit a ver Padre.

“La gente se va a encontrar con humor negro, y con mucho análisis de carácter filosófico y existencial”, finalizó Arturo.

El cortometraje Padreforma parte de la muestra Sabor Local: CHURCHILL l, y su función será el jueves 17 de octubre a las 9:00 p.m. en el Cine Magaly. Podés adquirir tu entrada en boleteria.delefoco.com

Fabián Madrigal [email protected]

No Comments

Leave a Comment